Sabor a peligro

martes, 20 de diciembre de 2016

Sabor a peligro

Título: Sabor a peligro
Título Original: Savor the danger
Saga: Mercenarios #3
Autor/a: Lori Foster
Género: Romántica Adulta
Idiomas:  
La única mujer que no podía hacer suya era la única a la que deseaba…
Quizá fuera distante y más guapa que espectacular, pero Alani Rivers era la clase de mujer a la que un mercenario tan fogoso y apasionado como Jackson Savor no podía olvidar por más que lo intentara. Así que, cuando se despertó junto a ella, desnuda y en su cama, sin recordar lo que había sucedido, comprendió que alguien tenía que haberlo drogado.
Después de sufrir un secuestro, Alani había jurado no volver a confiar en los hombres. Pero Jackson, aquel hombre fuerte e irresistible, con su toque de ternura, le hacía desear que las cosas fueran distintas. Mientras seguía la pista de un misterioso desconocido, Jackson juró que removería cielo y tierra para mantener a Alani sana y salva. Pero ¿qué había sucedido de verdad esa primera noche? ¿Y la verdad los uniría más de lo que creían posible o pondría a Alani en peligro de muerte?


Este libro puede ser inadecuado para menores de 18 años debido a su contenido sexual, violencia y/o adicciones. Si decides leerlo es bajo tu responsabilidad.





Enserio, ésta mujer es capaz de mantenerme pegada a cada página como si fuese pegamento. Me encanta como escribe, sobre todo éstos libros con mezcla de acción y suspense. Necesito saber cómo termina todo, sino no me voy a dormir tranquila.

En éste libro tenemos a dos protagonistas que ya conocemos de libros anteriores. Ella es Alani, que fue secuestrada por unos tratantes de blancas, pero gracias a que su hermano, Trace, un mercenario, consiguieron, él y su compañero rescatarla. Y luego tenemos a Jackson que es un mercenario que trabaja con su hermano.
Desde hace mucho tiempo Jackson ha sentido cosas por Alani, y sin duda ha sacado sus armas de seducción a la luz para conquistarla, pero no ha sido suficiente, porque no ha conseguido ni un acercamiento.

Pero un día de repente cuando se despierta se encuentra que está en la cama, y no está solo, sino que a su lado está Alani. Él está horrorizado, y no porque se haya acostado con ella, por esa parte está encantado. Lo que lo horroriza es que algo le ha ocurrido, no recuerda nada de lo que ha hecho en todo el día, no recuerda haber estado hablando con Alani y mucho menos acostarse con ella. Al fin consigue un acercamiento con la chica por la que está colado y ni siquiera puede recordar ese momento tan especial.

—¿Es que no puedes parar ni un segundo? —preguntó, exasperada —. Tenemos que hablar.
—Será una broma, ¿no? —a pesar de que tenía los ojos colorados y estaba un poco tembloroso, seguía queriendo aprovechar la ocasión. Se le notaba en la voz, en la postura de los brazos y en la mirada penetrante —. Desde el día en que te vi por primera vez he querido quitarte las bragas. Tú lo sabes, no puede decirse que lo haya ocultado, precisamente.
—Desde luego que no.
Había sido absolutamente obvio.
—Y ahora que por fin parece que lo he conseguido, no me acuerdo de nada. Si quieres que me concentre en otra cosa, primero tienes que poner fin a esta agonía.


Jackson es un personaje que sin duda tiene algo que consigue conquistarte. Es un hombre grandote, fuerte, que siempre estará protegiéndote para que nunca te pase nada malo. Además, el punto extra que ha tenido para conquistarme es su sentido del humor.

Alani es una mujer que era como cualquier chica normal, pero entonces fue secuestrada y finalmente rescatada, y ahora le va a tocar vivir las secuelas de todo lo que pasó. Ya no es de nuevo esa chica dulce, que era mimada por todos, ahora es una chica que tiene que ser fuerte y aprender a seguir adelante con todo lo que pasó durante su cautiverio. Y odia que su familia la vea como si en de un momento a otro se fuese a romper.

Sin duda desde la página uno se puede palpar la química que hay entre ésta pareja, y te das cuenta de que va a ser inevitable que no estén juntos cuando es obvio que están hechos el uno para el otro.
Como Jackson aunque no es el más favorecido en la situación, recordemos que se ha acostado con la hermana pequeña de su mejor amigo, que es un mercenario, y que encima no lo recuerda, la cosa está tensa; consigue darle la vuelta a la situación y conseguir una oportunidad de tener algo con Alani. Eso si que fue impresionante. Fue un trabajo tan sutil y tan bien planificado que hasta a mí me hubiese convencido de hasta pasar por el altar, y lo mismo no me hubiese dado cuenta de que lo estaba haciendo hasta que dijera el sí quiero.
Me encantó ver como Jackson está tan enamorado de Alani que no acepta un no por respuesta, él sabe que ella se siente atraída por él, lo siente, se lo nota en la mirada ese deseo, así que no está dispuesto a dar su brazo a torcer, no está dispuesto a que ella se aleje y perderla. Va a sacar todas las armas de las que disponga. Esa entrega es lo que me conquistó.

Y luego tenemos la parte de acción, que me tuvo pegada al libro en todo momento. Tenemos que alguien ha drogado a Jackson, pero no sabemos si el enemigo iba a por él o a por Alani. Vamos a tener disparos, fugas en coches a grandes velocidades, huidas a cabañas en mitad de la nada. Y lo que realmente me mata a mí, sospechar que cada personaje puede ser el enemigo.

Creo que lo que menos me ha gustado es la enorme cantidad de escenas de sexo que hay. Alani es una chica virgen hasta que se acuesta por primera vez con Jackson. Y ya desde el primer momento la chica es toda una experta en la materia, tanto que deja impresionado al experimentado Jackson, incluyendo felaciones tan geniales que lo hacen correrse al minuto de meterse en su boca. Pero no solo la primera vez fue genial, sino que hay un montón de escenas de sexo, parece que no pueden tener las manos apartadas de ellos un solo instante. Algunas veces no digo que estuvieran mal, pero cuando estás huyendo en un coche a gran velocidad mientras que alguien te persigue para matarte, creo que no es mejor tema para sacar en ese momento.


Sin duda ésta saga me tiene enganchada desde el primer libro, y sin duda alguna voy a seguir leyendo a Lori Foster. Si ya me tiene impresionada con mercenarios, no quiero ni saber que nos tiene deparado en las demás temáticas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario