Hablando de... Deja vu

viernes, 11 de abril de 2014

Hablando de… deja vu

Acabo de terminarme un libro en este mismo instante y como que… me he sentido rara, y no ha sido en el buen sentido.
Mientras que lo he estado leyendo estaba pegada a sus páginas, me hacía reír, tenía ganas de continuarlo para saber cómo seguía la historia… todo eso que te pasa cuando encuentras un buen libro. Pero… entonces como que me di cuenta de algo. Yo esto lo había leído antes.
Y eso es lo que me pasa ahora mismo con la lectura, siento continuos deja vu. Siento que cada libro que cojo es prácticamente idéntico al anterior, la misma línea, la misma forma, los mismos problemas… Parecen todos los libros cortados por la misma tijera.
¿Dónde están esos libros que nos mantenían pegados a sus páginas que incluso nos hacían ir a clase con ojeras de más porque habíamos sido incapaces de dejarlo?
¿Dónde están esos libros que nos sorprendían?
Realmente es que llevo tiempo sin encontrar ninguno así.
Y cómo que cada vez me cuesta más decidirme a leerme un libro porque siento que va a ser otra continua decepción.

Me gustaría poneros un ejemplo, por favor no os toméis mal los fans. Mi ejemplo es Megan Maxwell (aprovechando que hace un tiempo tuvimos una conversación algunas blogger por twitter sobre éste tema) he leído sus primeros libros y decidí que Megan se había convertido en mi excepción (no me suelen gustar mucho los autores españoles, hay excepciones, pero en general). Me encantaba su forma de escribir, su humor, su chispa, el amor que cuenta… vamos, me enamoró totalmente. Pero como… que poco a poco mi amor por ella se fue apagando. Siento que sus libros están todos cortados por la misma tijera, siento que no me sorprenden, que en todo momento sé lo que va a ocurrir. Siento que con cada libro que publica me alejo más de ella. Y sinceramente ya cuando publica un libro estoy en plan ¿otro? ¿Pero no acaba de publicar hace un par de meses uno?

Cada vez añado más a mi lista de pendientes libros que no tienen nada que ver con lo que suelo leer para ver si encuentro algo nuevo, algo que me sorprenda. Cambiar todo lo que he estado leyendo hasta ahora.

Este hecho la verdad es que se están notando en mis ganas de hacer reseñas, porque cuando saco mi hoja de Word para comenzarla me quedo parada, realmente no sé qué contar ¿qué os voy a decir? ¿El libro… ña… no ha estado mal. Perfecto para pasar una tarde leyendo. Pero no te ofrece nada bueno, nada innovador, nada sorprendente. Es… una lectura más? Por eso es que en muchas ocasiones no traigo la reseña de muchos libros que leo.
Podía crear la sección… LIBROS ÑA
Libros que lees cuando no tienes nada mejor que hacer, libros que te puedes leer prácticamente en una tarde, los libros que lees cuando estás de exámenes y no te quieres enganchar. Libros… de los que hacen bulto en la estantería porque una vez leído ni te acuerdas que lo has hecho.

Así que alguna vez encontráis algún libro que no sea un deja vu aquí tenéis los comentarios las 24 horas del día para que me digáis quién ha sido ese libro.

Lo admito, yo también leo libros con los que siento continuos deja vu

¿Y vosotros?

1 comentario:

  1. Supongo que tienes razón, últimamente casi todas las historias están cortadas por un patrón. Yo por ejemplo estoy hasta las narices de la sagas, pero claro o lees una saga o no lees prácticamente nada.
    Normalmente casi todos los libros de un mismo género buscan siguen el mismo patrón porque es lo que vende y funciona, sin darse cuenta que poco a poco cansan a los lectores, que al principio aman el libro pero que a la que ha pasado una semana piensan: "realmente no era tan bueno".
    Es por ese motivo que yo intento cambiar de género y de rango de edad cada vez más. Aunque me cuesta porque realmente el género que me entretiene más es la juvenil.
    Un beso

    ResponderEliminar